Você está em: Comunicação > Press Kits

Press Kits

11 de setembro de 2015

Disfrutar de São Paulo con hasta 50 reales

Por: Comunicação

Tags:

A descubrir diferentes lugares de la ciudad gastando poco dinero

La capital de São Paulo cuenta con atractivos con precios populares en diversas regiones. Consulten a continuación las sugerencias de visitas por algunos barrios y lugares para disfrutar de la ciudad con hasta R$ 50.

Avenida Paulista y su entorno

 Un recorrido por la Paulista puede resultar un día muy agradable, al comenzar por un paseo en bici por la nueva ciclovía. Para tener una aventura y salir de lo común, en el almuerzo se pueden descubrir algunos secretos y tradiciones muy antiguas, ricas y, lo mejor, baratas. Este es el caso de la Casa Garcia, un almacén fundado por dos primos españoles, ubicado en la calle Luís Coelho, que sirve una exquisita y tradicional tarta de galletas con dulce de leche por R$ 4,50 el trozo, además de exquisitos sándwiches hechos a la hora con los quesos, salamis y patés del almacén, que cuestan entre R$ 8 y R$ 30.

Al volver a la Paulista, se pueden disfrutar de las varias atracciones gratuitas (o muy baratas), tales como el Masp, la Casa das Rosas, o el Conjunto Nacional y la Livraria Cultura. Para seguir el programa, un recorrido hasta la calle Frei Caneca puede resultar un excelente fin de tarde en el Gioia Café, ubicado en los hondos del Centro Cultural Ítalo Brasileiro que sirve los tradicionales cannoli de la Sicilia, en una clásica versión, llena de crema de ricotta aromatizado por agua de azahar, vainilla y vino marsala con frutas confitadas (R$ 8) u otros sabores como el de dulce de leche y el de chocolate (R$ 7).

Bom Retiro

 La región del Bom Retiro puede resultar buenos (y baratos) programas. Este barrio, reconocido por las ropas o tejidos a precios populares, también posee otros puntos turísticos, tales como la Pinacoteca de Estado, la Estação da Luz, el Museu da Língua Portuguesa y el Museu de Arte Sacra.

Para el almuerzo, vale la pena conocer los Arais do Carlinhos el tradicional restaurante fundado por el armenio Missak Yaroussalin, reconocido como Carlinhos en Brasil. El sándwich en pan sirio tiene muchas variaciones, los más tradicionales de carne cuestan R$ 16,90. Este barrio cuenta con una unidad del Sesc, en la que siempre hay programaciones culturales gratuitas y a precios populares.

Vila Mariana

 La Vila Mariana es un local de fácil acceso para las varias regiones en el centro de São Paulo, cuenta con atracciones, la unidad del Sesc, donde hay inúmeras atracciones, y la Casa Modernista, la primera construcción de estilo en Brasil. Este local es famoso por poseer uno de los mayores parques de la ciudad, el Ibirapuera, reconocido por sus inúmeras atracciones, tales como los paseos en bici, los museos, el Pavilhão Japonés y el Planetário, todos a precios populares al máximo R$ 10.

A los cinéfilos y curiosos, la Cinemateca es otro punto turístico del barrio, que cuenta con una colección de 20 mil rollos de películas, entre producciones nacionales y extranjeras. Un lugar para comer, se recomienda el Rancho da Empada, en la calle Domingos de Morais, el que va a cumplir 19 años y que sirve empada de R$ 6 hasta R$ 8 y caldinhos hasta R$ 11.

 Centro

En el Centro las opciones son varias, tales como: el Banespão o el Edifício Martinelli, edificios que garantizan la mejor vista de la ciudad sin gastarse nada; el CCBB, que siempre hay programaciones gratuitas en exhibición, exposiciones, sesiones de películas y obras de teatro; y el Mosteiro de São Bento también vale la pena verlo. Y si tienen tiempo libre, vayan a la 25 de Março, donde se encuentra de todo a precios populares, además de estar cerca del Mercado Municipal.

Para comer se sugieren sfihas del restaurante Raful, que cuestan R$ 4,80 cada. Y decidió quedarse hasta la noche, pueden participar de la Caminata Nocturna, que ocurre los jueves y es gratuita.

Liberdade

 El hecho de ir al barrio de la Liberdade resulta una idea opuesta a la de gastarse poco, pues los precios no son altos, sino que son muy tentadores, lo que es difícil controlarse, entonces cuidado con la feria que ocurre allá los fines de semana. Por ello, ¿qué le parece cambiar el foco y disfrutar del lado cultural de este barrio? Con el arancel de hasta R$ 8 se pueden conocer en el Museu da Imigração Japonesa un poco más de la rica historia de los japoneses que vinieron para São Paulo.

Y para terminar la noche, ¿qué le parece ir a un karaoke? La Choperia Liberdade ofrece, además de cervezas y aperitivos, una carta con canciones a R$ 2.

 Vila Madalena

 El paseo por este barrio ya vale la pena de por sí, debido a sus calles vibrantes y coloridas. A quién no le gusta sólo pasear, vale la pena conocer algunas galerías de arte, tales como A Sétima, especializada en arte callejero, o el Beco do Batman, reconocido por reunirse trabajos de grafiti de varios artistas. Los fines de semana es posible escuchar un buen jazz y aprovechar otras atracciones que se realizan al aire libre.

Se recomiendan la cerveza en el Boteco Coutinho por R$ 7,90 y el exquisito pastel de zanahoria con chocolate por tan solo R$ 12 en la Casa de Bolos.

Mooca

 Este barrio es reconocido por acoger a los inmigrantes, y al visitar el Museu da Imigração se puede conocer esta historia. Durante los fines de semana, en la calle del museo, una locomotora de 1922 hace un paseo por el lugar. A los aficionados del fútbol, hay en la Mooca el Estádio Conde Rodolfo Crespi, del Juventus, donde cuenta con la figura histórica de don Antônio en días de partido. Por tan solo R$ 3, se puede probar un cannoli hecho por él.

Son otras atracciones del barrio: el Mirante Morro São João, la famosa pista de patinaje Roller Jam y la Praça Vermelha. Un lugar para comer, se recomienda el Cadillac Burguer, que sirve 180 gramos de carne en exquisitas hamburguesas hasta R$ 30. Eso en el estilo vintage de los Estados Unidos.